domingo, 29 de diciembre de 2013

A primera vista



El poema abrió la boca.
Dijo sí como antes nunca.
Quiero. Sí.
Después me mordió.

El labio/ el entrecejo / el pensamiento / la voz.

Bella aparición.
De punta en blanco al pie de la letra.
Sonriendo con infinita ternura.
La tinta en flor.

Fue como viajar

Sí. Quiero. También quiero
besarte
hasta los huesos.
Extasiarme
de visión.

Dejame que te prenda
una vela un zahumerio
o al cuello
como un collar
de cuentas


que te lea
en procesión

Verter en tu entrelínea
perfume 
de gardenias
aceite de almendras

Hasta que llegues
y te entregues
extenuado
muerto de cansancio
exhausto

Hasta que llegues
y te entregues






No hay comentarios:

Publicar un comentario